Últimos Posts

Fotografías desde 35.000 pies de altura


Avistar tormentas en medio del Pacífico desde otra perspectiva no es un evento que le ocurre a un piloto todos los días, ni mucho menos a un fotógrafo.

Santiago Borja, oriundo de Quito, piloto de aerolínea comercial, tiende a encontrarse con fenómenos naturales, que al momento de percatarse de ello no solo lo contempla sino que decide inmortalizarlo y enmarcarlo en una fotografía.


“No sirve de nada ser bueno y al siguiente día ser malo.” 



Es así, que sus extravagantes portaretratos han llamado la atención varios medios internacionales, solo por citar unos: National Geographic, la NASA, FOX NEWS, entre otros…

Ganando premios internacionales de fotografía como el “PX3 Prix de la Photographie Paris” y el “Tokyio International Photo Awards” 

Borja dedicó un poco de su tiempo para darnos una pequeña entrevista sobre sus orígenes y comentarnos un poco más sobre su género fotográfico. 

1. Vamos desde el Inicio, ¿Como descubrió su gran afición a la fotografía de estos grandes espectáculos? 


Empecé con una antigua cámara de film de mi padre, quien me enseñó los principios básicos de fotografía. En ese momento me di cuenta de que la fotografía es una excelente herramienta para compartir momentos, paisajes y experiencias.

2. ¿Que cámara usaba en el tiempo de sus inicios? 
La primera cámara fue una marca Praktica muy antigua de film y completamente manual. Luego decidí optar por la linea Nikon, empezando con la D5100

3. La otra cara de la moneda, ¿Cuando comenzó su amor por la aviación?
La aviación ha sido mi pasión toda la vida. Desde muy pequeño inicié con el aeromodelismo y los simuladores de vuelo.

4. Sabemos que el camino para lograr a estar en su puesto no es fácil, ¿Qué podría contarnos acerca del suyo?
Creo que la constancia es lo más importante. En toda carrera tanto de aviacion como de fotografía, lo importante es perseverar y ser constante a lo largo del tiempo. No sirve de nada ser muy bueno y al siguiente dia ser malo.

5. Retomando el tema inicial, ¿Como inició la popularidad de sus fotos?
Empezó con una foto sobre el oceano pacífico, la cual circuló por las redes sociales y finalmente la publicó The Washington Post y National Geographic.

6. Tiene un cariño especial por capturar tormentas en el globo, ¿no es así?
Me parece que es todavía un género fotográfico no muy explorado y por lo tanto nos sorprende mucho la belleza de estos fenómenos meteorológicos. 
              


7. En su caso, ¿Qué factores hay que tener en cuenta a la hora de capturar el momento?
La poca luz y lo impredecible que es un rayo son los factores más importantes a considerar el momento de ajustar la cámara

8. ¿Tiene alguna inspiración de por medio para lograr las fotos que tiene hoy en día?
Creo que la mayor inspiracion aqui es la naturaleza en si misma y poder observar una cara del planeta que no tiene huella humana como son las tormentas sobre el mar.

9. De la noche a la mañana, ¿Esperó que sus fotos llamen la atención de grandes medios internacionales?
Fue muy grato que grandes medios como The Washington Post y NatGeo muestren su apreciacion hacia mis fotos. Lo que si fue una gran sorpresa fue ver como sus publicaciones de inmediato causaron un interés súbito de otros medios alrededor del mundo, eso si fue algo inesperado. 

10. Lo último, 35.000 pies de altura, un paisaje increíble delante suyo, ¿Cual es la sensación que arroja esa combinación?
Primero admiración, por la belleza de estos fenómenos. Segundo, mucha humildad al darnos cuenta de lo pequeños que somos frente a la magnitud de las tormentas. Y tercero, gratitud por tener la oportunidad de presenciar tales fenómenos.





Mateo Artieda - Editor Aviación Guayaquil.