Últimos Posts

Proponen tercera pista para aeropuerto El Dorado


La compañía le propuso al gobierno nacional construir una tercera pista en el aeropuerto El Dorado. Estos son los puntos de vista de expertos y aerolíneas.

El pasado 6 de diciembre, durante el acto de inauguración de las nuevas ampliaciones en el aeropuerto internacional El Dorado, el presidente de la República, Juan Manuel Santos, contó algo que pasó desapercibido para la mayoría de los asistentes. Durante su habitual discurso anunció que el actual concesionario de la terminal aérea, Opaín, propuso la construcción de una tercera pista como solución alterna al nuevo aeropuerto que se piensa construir en la Sabana de Bogotá y que algunos llaman El Dorado 2.


Al final de su intervención, Santos dijo que las dos opciones no son excluyentes y que una podría hacerse primero que la otra. Sin embargo, le dejó la última palabra al próximo gobierno, el cual deberá definir el futuro de los dos proyectos.

Aunque ni Odinsa (compañía que controla al concesionario) ni Opaín compartieron información sobre este proyecto, y la Agencia Nacional de Infraestructura se limitó a decir que estaba ‘en estudio’, es claro que el anuncio es de vital trascendencia para el sector aéreo y económico de Bogotá y el país, y en tal sentido decidimos preguntarles en el inicio de 2018 a expertos y representantes de las aerolíneas sobre cuál es la mejor opción, tanto para usuarios como para empresas. Estas fueron sus opiniones.

El primer aspecto para analizar es el de la conveniencia. Y en ese sentido es necesario revisar el comportamiento del tráfico en los últimos años. Al revisar las cifras reportadas por la Aerocivil, queda claro que atrás (al menos de momento) quedaron los años en que el tráfico de pasajeros crecía a dos dígitos. Incluso el año pasado se habría presentado una pequeña contracción en este indicador, según cuenta el expresidente de la Asociación de Transporte Aéreo de Colombia (Atac), Gilberto Salcedo.

“Esta industria está muy atada al comportamiento de la economía, por ello se ha desacelerado el crecimiento del tráfico de pasajeros”, dice.

Tampoco hay que perder de vista el paro de Avianca, principal operador del país, que sin lugar a dudas habría afectado negativamete la variación en el mercado.

Salcedo también aclara que es importante revisar hasta dónde da el espacio para seguir ampliando la terminal actual y prever para que un nuevo aeropuerto no se convierta en un elefante blanco más adelante.

Algo claro también es que el espacio en los alrededores de la actual terminal aérea se reduce con cada ampliación y que un traslado de la Base Militar de Catam no está en las cuentas de nadie debido al alto costo que implicaría.

Lo que sí queda claro es que no se puede dormir el país en los laureles y debe pensar en una solución, sobre todo con un creciente flujo de turistas.

Eduardo Lombana, presidente de Copa Airlines Colombia, afirma que con las proyecciones de tráfico es posible pensar en una tercera pista en Bogotá. “Sobre su ejecución, esta es viable siempre y cuando se dé una expansión de la terminal actual, para que haya capacidad de absorber en tierra el nuevo tráfico. El espacio que hay en el sector occidental entre las dos pistas actuales podría alojar esta ampliación”, dijo.

Lea nota completa en: Dinero.com